Miércoles, 15 Agosto 2012 00:00

Adversidad - Problemas

Valorar este artículo
(1 Votar)

El diccionario define la adversidad como: “contrariedad, suceso o situación desgraciada y mala suerte”; en cambio de las varias acepciones del término problema he seleccionado la que nos dice: “asunto delicado, difícil que puede admitir varias soluciones”. Estamos viviendo una situación planetaria de adversidad y grandes problemas, crisis económica, financiera, desempleo, crisis ambiental, con un cambio climático que nos afecta a todos, crisis institucionales, políticas, religiosas, sentimentales, familiares, de inseguridad, de salud y así un largo etcétera.

Al iniciar el 2010, este es el entorno en el que vivimos, adverso y con muchos problemas; en el que todos de alguna manera nos vemos afectados. El que no tiene problemas económicos, probablemente está padeciendo las consecuencias del severo clima, o de la situación política en sus países o en lo familiar, sentimental, de salud, o de cualquier índole, siempre ha sido así.

La adversidad y los problemas están presentes en nuestras vidas. Son las variables necesarias que nos hacen crecer, madurar, reflexionar, desarrollar nuestra imaginación, inventar; en resumen, buscar soluciones, que como dice la acepción del diccionario, pueden ser de diferente índole o con varias opciones.

Esto último determina la clave de nuestra reacción o respuesta ante la adversidad y los problemas. Saber analizar y seleccionar la opción adecuada, para ello debemos hacer un sencillo ejercicio, trazamos dos columnas en un papel poniendo en una lo positivo que tiene la opción seleccionada y en la otra lo negativo, con los riesgos que conllevan cada una y sin sobrevalorar o por el contrario subvalorar nuestras capacidades.

Así en el caso que estemos sin trabajo, no podamos cruzarnos de brazos, vivir del seguro de desempleo (aquellos que lo tienen) esperando que surja una solución espontánea. Debemos analizar nuestras capacidades, oportunidades, tocar todas las puertas posibles, estudiar opciones de negocios propios, capacitarnos en caso de requerirlo, ser imaginativos y creativos, reducir gastos, patrimonio si es necesario, en fin buscar la solución, sabiendo que nada es seguro en una época de cambio continuo en donde todos estamos afectados. Reflexionemos sobre como solucionar individual o colectivamente los problemas y en los tiempos adversos por los que atravesamos.

Los problemas están allí para que busquemos soluciones, son escaleras para ascender y crecer, son invitaciones muchas veces de tipo “shock” para despertarnos, cambiar, madurar o re direccionar nuestras vidas.  No hay soluciones fáciles, estas son pruebas que debemos superar, individual y/o colectivamente, pero lo que no podemos es resignarnos, abatirnos y renunciar a luchar.

Concluyo con un pensamiento de Henry Ford que dice: “La mayoría de la gente gasta más tiempo y energías en esquivar los problemas que en tratar de resolverlos.”

Reflexiona si estás en esa mayoría.

Gracias por visitar Pensar.ec
Para que tu vida tenga sentido

COPYRIGHT ©PENSAR.EC
Todos los textos tienen derechos reservados / All Right Reserved

 

Leído 551 veces

Dejar un comentario

Asegúrate de introducir la información obligatoria en los campos marcados con asterisco (*). No se permite código HTML.